Negone Gamers When gamers become ladies: KYO_JP NOS PRESENTA AL AMOR DE SU VIDA, SHENMUE

lunes, 14 de octubre de 2013

KYO_JP NOS PRESENTA AL AMOR DE SU VIDA, SHENMUE


Hay juegos que te recomiendan hasta la saciedad y que a veces te sientes reticente a probarlos. Nos pasó con Mass Effect y ahora a Ne Chan le sucede con Shenmue y mira que Kyo_JP ha utilizado todo su poder de persuasión para llevarnos al lado oscuro, su último intento ha sido éste artículo en el que ha conseguido, por fin, atraer la atención de Negone.


A la pregunta ¿qué saga de videojuegos sacarías del cementerio? solo se me ocurre una respuesta posible: Shenmue. Si hay un juego que me haya marcado y cuya historia hayan dejado inconclusa, ese es Shenmue. Si hay un juego con el que me dieron las diez y las once, las doce, la una y las dos y las tres y las ocho hasta que me fui a por churros ese es Shenmue. Podría pasarme horas hablando del juego, que demonios, podría escribir un libro, o rodar un documental, pero me voy a ceñir a lo principal y dejaré las historias de amor videojueguil para otro momento.

¿Qué es Shenmue? Pues aparte del nombre de la demo que salió del juego para dar a conocer al productor en Japón, es el mejor juego que vio Dreamcast y posiblemente la mayor obra de arte parida por Sega. Shenmue fue una cabezonería de Yu Suzuki, uno de los mayores genios que ha dado el sector. Todo empezó con la idea de hacer un RPG de Virtua Fighter a mediados de los años 90. Con esta idea se empezó a trabajar en el proyecto con la mente puesta en Saturn, aquel desastre arquitectónico. Durante mucho tiempo poco se supo del proyecto, hasta que con la llegada de Dreamcast, y el traslado de proyecto a la última consola de Sega, se empezaron a ver cosas. Total, que el macroproyecto de Sega saltó a la palestra, una superproducción cuyo presupuesto no fue superado en el mundo de los videojuegos hasta la llegada de GTAIV.

Como fiel seguidora de la saga de GTA me resulta sorprendente que fuera el IV precisamente que que superara a Shenmue y no San Andreas.


Shenmue fue tan innovador y ambicioso que no todo el mundo fue capaz de comprenderlo. Cada vez que en juego actual os encontréis con un Quick Time Event recordad que fue Yu Suzuki quien le dio nombre a la mecánica y quien la rescató del olvido. Cada vez que en un sandobox os paréis a investigar subtramas de poca relevancia, os paréis a jugar minijuegos, comprar figuritas o dar paseos contemplativos, pensad que ya en 1999 hubo un juego de consola que apostó por ello. Desconozco el mundillo de los juegos de PC, puede que en alguno ya se pudiera hacer algo así, pero no con la magnitud y el uso intenso de un mundo tridimensional abierto como hace Shenmue.

Bien, ya puedo poner nombre a la persona que creó unas de las características que menos me gustan en los videojuegos y que parecen estar extendiéndose de manera desenfrenada en los títulos de última generación.

Pero bueno, que no quería divagar. La obra magna de Suzuki pertenece a varios géneros y a ninguno concreto al mismo tiempo. Toca muchos palos, como puedan ser el action RPG, el sandbox o la lucha, puesto que el sistema de combates está claramente inspirado en Virtua Fighter. La historia en principio es simple, Ryo Hazuki, un joven de la Yokosuka de 1986 ve como un día un chino cabrón mata a su padre en su dojo. A partir de ahí el joven protagonista intentará encontrar a Lan Di, el asesino de su padre, y vengarse. Pero claro, primero tendrá que averiguar quien es, donde encontrarlo, mejorar sus habilidades...

Todo esto no sería nada especial de no ser por la atmósfera, los personajes y el planteamiento cinematográfico de gran parte del juego. Lo que realmente engancha de Shenmue es la epopeya, la épica de la normalidad humana envuelta en un apartado gráfico brutal para su momento, una banda sonora que transmite como pocas y las sensaciones que provoca.

¿Qué pudo fallar?

Pues falló Sega. Sega había tenido tanto acierto sacando consolas después de la MegaDrive como Sergio Ramos tirando penaltis, así que su situación financiera era un desastre. La Saturn fue un lastre al que pocos podían sacar rendimiento, así que un proyecto de la envergadura de Shenmue necesitaba un presupuesto alto. Así que como Dreamcast no vendía mal, pero no terminaba de arrasar, y Sega estaba con la cabeza metida en el culo, el proyecto mastodóntico que era Shenmue se quedó a medio hacer. Que digo a medio, se quedo en una tercera parte de lo que debió ser, porque aunque salieron dos entregas en ellas se abarcan cuatro episodios de los entre doce y dieciséis planeados originalmente. Qué pasó con Sega y como han marginado su mayor obra de arte es ya historia, a Sega no le interesa concluir la saga, prefiere poner a Sonic a trabajar en la calle Montera que es más barato y les renta más.

Se siente en cada frase cómo el rencor va creciendo por momentos hacia Sega. Plantea un crowfunding, lo mismo lo petan como la gente de Megaman.


¿Por qué debería volver?

Debería volver por dos razones. La primera es que una hipotética tercera entrega traería consigo una más que probable reedición en HD de los dos primeros juegos, y eso es bueno. Bueno porque los que amamos este juego lo podremos volver a disfrutar, y bueno porque mucha de la gente que nunca se acercó a una Dreamcast podrá ver de cerca porque esta saga tiene la fama que tiene y como ha influido en los juegos de consolas de los últimos catorce años. Y tiene que salir porque una de las historias virtuales más grandes jamás contadas no puede quedar inconclusas. Pensad en vuestro RPG favorito, imaginad que ahora que de repente falta más de la mitad del juego, justo después del momento más álgido que hayais jugado. Así estoy yo sin Shenmue. Y así seguiré salvo milagro.



PD: Si anuncian, que no va a pasar, Shenmue III en el Tokyo Game Show me rapo el pelo y subo video.

Voy a tener que pedirte un emulador o algo y jugar a él, primero porque es RPG y segundo porque me has hablado y coaccionado tanto para que lo disfrute que no se me ocurren más excusas para seguir evitando jugarlo.

4 comentarios :

  1. Güeno güeno el shenmue, mira que al principio se te hace lento y pesado (y la forma de correr de Ryo tampoco ayuda mucho, parece un armario empotrado), pero al final le acabas cogiendo el gustillo al juego, a los minijuegos, a sus personajes (y esas historias de amor inacabadas)....

    Comprate una DC Ne, que no están tan caras. Kyo_JP te lo agradecerá. Aqui o se juega en original o nada....

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me falta espacio y tiempo man, XD pero sí, aunque sólo sea por lo que me ha hablado de él se merece una oportunidad.

      Eliminar
  2. Pues yo jugue al 1 en DC y la verdad es que no me atrapó mucho y lo termine dejando sin acabar... y eso que estaba justo en el final!
    Solo por confirmar... el 1 abarva una forma de de salir de japon y la historia realmente arranca en el 2 o es que me pnsaba que lo estaba acabando y me confundi?
    pd:odiaba las cucarachas de mi cuarto!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El I (chapter one Yokosuka) termina con Ryo saliendo en barco hacia Hong Kong. En el II avanzas más en la historia, pero vamos, se ve que le faltaban al menos dos entregas más.

      A mi sí me enganchó, como no lo ha hecho ningún otro juego con guión nunca.

      Eliminar